Archives

A sample text widget

Etiam pulvinar consectetur dolor sed malesuada. Ut convallis euismod dolor nec pretium. Nunc ut tristique massa.

Nam sodales mi vitae dolor ullamcorper et vulputate enim accumsan. Morbi orci magna, tincidunt vitae molestie nec, molestie at mi. Nulla nulla lorem, suscipit in posuere in, interdum non magna.


Generalidades

Recomendaciones Estacionales




Otoño:

  • Este es el período de recolección de hojas que deben ser utilizadas para la preparación de tierra o agregarse al compost.
  • Si se desean obtener algunos frutos tardíos de tomates, pimentones, ajíes y zapallitos, p.e., es importante empezar a cubrirlos con plásticos en las horas más frías (desde el atardecer hasta media mañana). Es también la época de comenzar la construcción de un pequeño invernadero si se buscan primores.
    invernadero

 

 

 

 

 

  • El invernadero también es útil para apurar aquellos almácigos que deseemos usar en pleno invierno. En espacios más reducidos sirve igualmente cualquier estante, como algunos de mimbre, que se puede cubrir fácilmente con una manga de polietileno o con esos closets de plástico para guardar abrigos y que tienen un cierre eclair por delante.estante_mimbre
  • Los Otoños son las estaciones más impredecibles de todas, es útil arriesgarse y plantar en marzo algunas habas que pueden dar estupendas cosechas si el Invierno se atrasa.
  • A fines de marzo y durante abril, quitamos las hojas enfermas de los rosales y las quemamos preocupándonos de no contaminar; retiramos con el rastrillo el aporcado bajo los rosales para reemplazarlo con una capa nueva de estiércol bien descompuesto, compost, o el abono de este tipo que pueda encontrar. Es también el momento de plantar los nuevos arbustos y árboles de flor. Los cortes de pasto deben ser lo más bajos que la máquina permita.
  • Es importante aprovechar esta época para hacer todas las labores y movimientos de tierra antes de que las lluvias las transformen en barro.
  • No olvidar preparar o reparar senderos y limpiar desagües y las acequias de riego que durante el Invierno servirán como recolectoras de aguas de lluvia.
  • En mayo recortamos los bordes perennes de jardín. Cortamos o arrancamos las plantas viejas, las picamos y agregamos al compost. Algunas de las hojas secas las rastrillamos y las desparramamos sobre la tierra entre las plantas para ayudar a conservar, con su descomposición, la temperatura del suelo.. Podamos las ramas demasiado largas de los rosales para evitar que se rompan con los ventarrones del norte. Recortamos, también, las puntas flexibles de las clematis. Amarramos los rosales trepadores..
  • Este es el período, de fines de abril a principios de julio, junto con la primavera, en que los ratones y las lauchas buscan nuevos hogares y productos para almacenar. Odian la menta. Se pueden proteger áreas enteras con bordes de menta y lugares específicos con ramilletes. A los conejos les sucede algo similar con el cibulette. La semilla de pasto se puede mezclar con un poco de ciboulette —que resiste perfectamente los cortes, y serán lugares por los que !os conejos no pasarán. Lo mismo se consigue con bordes de esta planta.
  • ¿Y terminaron las labores del otoño? ¡No!
    En junio plantamos los bulbos de primavera. Si el pasto es de los que dejan de crecer en invierno, no olvidamos preparar la máquina de cortar pasto para que iverne como los osos: sacarle el aceite, vaciar el estanque de gasolina, limpiar bien los cuchillos y frotarlos con aceite para evitar el óxido. Es un buen momento, también para dejarlos afilados.
    NOTA: “No guarde la bencina sobrante. Si le queda algo, úsela. Es preferible comprar combustible en cantidades pequeñas, ya que pierde su potencia con el tiempo y la evaporación. Sus máquinas —cortadoras de pasto, motocultores, desbrozadoras, etc.—, tendrán mucho mejor encendido y funcionamiento con combustible fresco.”
  • Guarde en lugar protegido todos sus maceteros y potes plásticos, la mayoría se resiente con las heladas extremas (en Chicureo pueden llegar a -6° C), y pueden agrietarse. También puede suceder con la terracotta, pero los muy grandes pueden no ser transportables. Se pueden envolver con tejido de totora.
  • No nos olvidemos que las plantas de interior requieren de humedad ambiente y muchos sistemas de calefacción resecan el aire en extremo. Basta con mantener con agua los platos inferiores de los maceteros, y en las jardineras se puede colocar algún tipo de fuente con gravilla y mantenerla siempre con agua. La evaporación circundante a las plantas será más que suficiente.

Invierno:

  • Es, desde el punto de vista del huerto, la estación más tranquila. Se riega casi nada pero no hay que olvidar que después de una semana sin lluvia las plantas pueden estar implorando por agua.
  • Las malezas casi no existen, sin embargo tienden a brotar en los días con calor. Es el momento de sacarlas para erradicarlas definitivamente (casi).
  • Para prevenir las heladas en los árboles existe un conocido remedio de la naturaleza: fumigarlos con el agua del cocimiento de un cochayuyo ¿Por qué funciona? Ni idea, pero casi siempre es efectivo.
  • Las coles pueden llenarse de cuncunas hacia fines de la temporada. En esto ayuda la falta de pájaros. Si la invasión es severa, el asunto es un verdadero asco. Insistimos, es preferible perder la cosecha a los pesticidas y, también, es preferible prevenir que curar: hay que buscar la presencia de cuncunas que por su colorido logran camuflarse bastante bien (pero no son invisibles), llegan a medir entre tres y cuatro centímetros en su tamaño mayor. Se pueden controlar quitándolas con la mano o pinzas o con algún insecticida tipo “Hogar y Plantas”. Las aspersiones con jugo de ajo mezclado con agua es un excelente preventivo, lo mismo para el pulgón. Pero cada lluvia o riego sobre la hoja lo elimina. Los repollitos de Bruselas pueden llenarse de pulgón aunque sin afectarlos demasiado. Si no salen todos con el lavado antes de consumirlos, es cosa de decirle a las visitas que es un guiso de repollitos a la pimienta. Ninguno de nuestros amigos se ha dado cuenta de que la pimienta no es tal… Claro que no es el ideal.
  • No olvidar que los pulgones viven en simbiosis con las hormigas. No se saca nada controlando unos y no las otras.
  • Para las hormigas hay dos grandes remedios: un pescado entero enterrado a unos 60 cm. (para que no salga el olor), y con un par de piedras encima, no sólo para que las hormigas circulen libremente sino que también para que los perros no lo excaven. Esto les dará suficiente alimento como para no buscar en otros sitios. El otro remedio es un vaso de vodka con jugo de naranjas, pero con jugo de sobre, en polvo y no dietético. Las hormigas se dan una borrachera terminal que deja lleno el vaso. Es un espectáculo impactante pero cuidado: si el vaso es dejado ahí, vendrán otras hormigas que se llevarán las muertas como alimento.
  • Es la época de las podas, en frutales, rosas y casi todo lo que debe ser podado, Julio y Agosto es también la época de la reproducción por esquejes.

Primavera:

  • El período de gloria pero en cierto sentido, el período más difícil. El clima es cambiante, nunca se dan dos primaveras parecidas y existe el riesgo de las heladas tardías. De hecho, cuando participábamos con un huerto en el Casa 91, una feria de jardines y decoración en Santiago, nos nevó a fines de noviembre con las consiguientes heladas de los días que la siguieron.
  • Entre el calor, el fresco y las lluvias intempestivas, muchas de las cosechas pueden producir floración temprana o a otras les puede entrar diversas pestes u hongos. Es una época de riesgos en la que conviene arriesgarse para obtener tanto primores como mantener otras producciones tardías.
  • Debemos preocuparnos de tener plantas con flores vivas para atraer las abejas y asegurar una buena polinización. Es una buena idea, también, poner algo en los troncos de los árboles, sean frutales o no, para impedir la subida a las hormigas que llevan el pulgón.
  • Hay que hacer los espantapájaros.
  • Pueden haberse “subido” el brócoli y las coliflores (emitir tallo floral), este tallo es exquisito crudo, con cualquier tipo de salsa fría o un aliño corriente.

Verano:

  • Por fin. Es el período de las cosechas, de regar todos los días y de la constante lucha con insectos y malezas. Todo crece en verano pero también, todo es más fácil.
  • Las lechugas no se dan bien en el valle central, con el calor tienden a “subirse” y se ponen amargas por su excesivo contenido de látex. Hay que procurarles sombra y humedad todo el día. Las últimas temporadas hemos utilizado la Great Lakes 659 de Petoseed, con mejor resultado que otras.
  • Igualmente buena ha resultado la betarraga Dark Detroit de los mismos productores.
  • Con respecto al maíz choclero recomendamos un híbrido Carabina bastante rápido, o si no el maíz dulce Jubilee. Debemos recordar que en los macrocultivos muchas veces se deja un sólo choclo por mata para asegurar un tamaño comercial. A nosotros nos interesa un bonito choclo para comerlo en coronta. Para humitas, pastelera o desgranados para ensalada, nos da lo mismo su tamaño. Una mata. durante el verano puede darnos cinco frutos o más por lo que si plantamos en septiembre/octubre y luego en diciembre/enero, podremos superar las mil unidades durante la temporada.

 


Deja un comentario